Industria textil y confecciones une a centrales obreras, empresarios y políticos de todos los colores

“Van a destruir la industria nacional si no tomamos medidas por el bien del empleo nacional y de los industriales de este país”

Guillermo Criado Presidente de la Cámara Colombiana de la Confección

Las tres centrales obreras, empresarios y políticos de varios partidos políticos encontraron una causa común: salvar la industria nacional de textiles y confecciones de la penosa situación por la que atraviesa. La unión se dio alrededor de una propuesta que se venía cocinando hace varios meses: aumentar los aranceles a las importaciones al 37.9%. En rueda de prensa en el Congreso de la República se presentaron las causas de la crisis de un sector que genera más de 1.500.000 empleos y que en los últimos años, por cuenta de las políticas implementadas a través los Tratados de Libre Comercio y la apertura económica, perdió 600.000 mil empleos.

Todas las medidas que se planteen en el país con el fin de proteger la producción nacional y, si es arancelaria, la consideramos correcta. La CUT respalda esta iniciativa porque indiscutiblemente va a ser generadora de empleo

Diógenes Orjuela Presidente de la Central Unitaria de Trabajadores

Para el presidente de la Cámara Colombiana de la Confección, Guillermo Criado, esta es una medida que ayudará a disminuir el desempleo y aumentar la producción. “Van a destruir la industria nacional si no tomamos medidas por el bien del empleo nacional y de los industriales de este país”, señaló, enfatizando en que se está reemplazando el trabajo nacional por el extranjero. Una vez finalizada la intervención de Criado, las tres centrales obreras a una sola voz respaldaron la propuesta presentada.

Una industria que genera empleo

Diógenes Orjuela, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores manifestó que “todas las medidas que se planteen en el país con el fin de proteger la producción nacional y, si es arancelaria, la consideramos correcta. La CUT respalda esta iniciativa porque indiscutiblemente va a ser generadora de empleo”. En el mismo sentido se refirieron Luis Miguel Morantes, presidente de la CTC, y Guillermo Charcas, del comité ejecutivo de la CGT.

Crear empleos y generar riqueza, sin la cual no se puede desarrollar el país, es una causa noble que está siendo defendida por empresarios, sindicatos y variados sectores políticos, algo que no se ve todos los días y que necesita el más amplio respaldo

Jorge Robledo Senador de la República

La iniciativa de aumentar los aranceles a las importaciones de textiles y confecciones también cuenta con el decidido respaldo de Alejandra Osorio de Acopi Bogotá-Cundinamarca y Yansen Estupiñán de El Gran San que insistieron en la necesidad de que estas medidas se implementen en la capital, pues representa el 30% de la economía del país y se está viendo fuertemente afectada por estas políticas, en especial las miles de familias que dependen de este importante sector.

La clase política atrás diciendo al unísono que tienen el acompañamiento del Congreso de la República para sacar adelante esta propuesta que en nada viola el libre mercado

Alejandro Chacón presidente de la Cámara de Representantes

Por su parte, congresistas de diferentes partidos políticos expresaron su apoyo. Jorge Robledo, del Polo Democrático, resaltó que “crear empleos y generar riqueza, sin la cual no se puede desarrollar el país, es una causa noble que está siendo defendida por empresarios, sindicatos y variados sectores políticos, algo que no se ve todos los días y que necesita el más amplio respaldo”. A su vez, el liberal Alejandro Chacón, presidente de la Cámara de Representantes, dijo que los protagonistas eran los empresarios de la Cámara Colombiana de la Confección y las centrales obreras, y que está “la clase política atrás diciendo al unísono que tienen el acompañamiento del Congreso de la República para sacar adelante esta propuesta que en nada viola el libre mercado” y sí protege la industria nacional.

Por último, Jorge Gómez, representante por Antioquia, aseveró que el empresariado en Colombia está en una difícil situación “porque las políticas del gobierno nacional elevan reiteradamente sus costos de producción”. Gómez explicó cómo en Estados Unidos apoyan a sus productores de algodón, mientras en Colombia el común denominador es el abandono a las cadenas productivas.

Estos fueron todos los congresistas asistentes: Jorge Robledo (Polo), Jorge Gómez (Polo), Luis Fernando Velasco (Liberal), Julián Peinado (Liberal), Nicolás Echeverri (Conservador), Adriana Matiz (Conservador), Alejandro Carlos Chacón (Liberal), John Jairo Berrio (Centro Democrático), Miguel Barreto (Conservador), Eloy Quintero (Cambio Radical), Iván Marulanda (Verde).

A %d blogueros les gusta esto: