La lucha por Bogotá: Entrevista a la presidenta saliente del CTPD

Conscientes de la importancia de la discusión del muy cuestionado nuevo Plan de Ordenamiento Territorial -POT que intenta tramitar el alcalde Enrique Peñalosa, decidimos entrevistar a Rosalba Castiblanco Plazas lideresa que luego ser consejera consultiva por el territorio de Suba al Consejo Distrital de Mujeres de Bogotá encabezó la lucha por una planeación urbana técnica y con participación ciudadana en la ciudad.

El Chapín: Se despide de la dirección del CTPD, cuéntenos un poco cuál es el balance que hace de la Presidencia de este órgano consultivo.

R.C.P.: Luego de un año de trabajo,  considero que el principal logro es el de dejar construido, junto con mis compañeros y compañeras y más de 500 ciudadanos/as representantes de los territorios urbanos y rurales del Distrito Capital y   algunos de los municipios cercanos, que respondieron a la convocatoria de la Ruta POT por Bogotá para construir conjunta y concertada la Agenda Ciudadana “Por una Ciudad Incluyente, Sustentable y Justa”. La Agenda es un  insumo importante, es un documento político para la acción, en el cual el Consejo Territorial de Planeación Distrital condensa la visión de futuro (2030) para la ciudad – región y las propuestas debatidas y compartidas por las ciudadanías, académicos, representante políticos y sociales, que participaron en la Ruta POT x Bogotá, durante los meses de septiembre a noviembre de 2018. El  CTPD está comprometido con la ciudadanía a tener en cuenta la Agenda  e incluirla en el concepto que expida en su momento sobre el POT.

Adicional al punto anterior,  señalo el logro del cargo de Vicepresidenta  y hoy, hasta junio del presente año presidenta de la Secretaria Técnica del Sistema Nacional de Planeación, que junto con el Consejo Nacional de Planeación y los Consejos Territoriales de Planeación, conforman el Sistema Nacional de Planeación  (artículo 340 CN), lo cual permite al CTPD tener una voz incidente en el concepto del CNP al Plan Nacional de Desarrollo. Durante mi presidencia del CTPD realizamos el Foro Región Bogotá en el que presentamos de manera general y crítica algunas reflexiones evaluativas del Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018. En este momento estamos construyendo un comunicado conjunto sobre el Plan de Desarrollo Nacional.

El Chapín: ¿Cuál fue el mayor reto al que se enfrentó? ¿Qué tal le fue con la administración de Enrique Peñalosa?

R.C.P.: Desde las anteriores consideraciones creo que el mayor reto que enfrenta este espacio y las personas que ocupan cargos de dirección o coordinación,  es la de hacer efectiva la incidencia de la participación, pues a pesar de  la Constitución de 1991 establecer  una democracia participativa, en vez de una simple democracia representativa y de ser la participación ciudadana  un referente obligado de la acción del Estado frente a todas las decisiones que nos afectan, aun no logra su cometido, sabemos que a hoy  la participación no deja de ser un enunciado, pues no vemos que se refleje en los Planes de Desarrollo o en el POT , o en el diseño y ejecución de políticas públicas y presupuestos,   que más parecen estar proyectados a la medida de algunos intereses que al interés general. 

Con una administración autocrática, que hace caso omiso a las voces ciudadanas, al interés general, a las necesidades de la ciudad,  que desprecia olímpicamente la ciencia, el conocimiento y que favorece los intereses de quienes lo han financiado para estar en el cargo de alcalde, no nos puede ir bien, ni a los espacios de participación en la planeación, ni a la gran mayoría de la población Bogotana, ni a Bogotá en lo urbano ni en lo  rural. Sin embargo, la ciudadanía ha aprendido que la movilización, organización y el poner en el debate público la exigencia de derechos, son garantías para ser escuchada e incidir efectivamente.

El Chpaín: Ustedes desarrollaron una agenda que denominaron Ruta POT por Bogotá con el ánimo de recoger las observaciones de expertos y de la comunidad en general alrededor de este tema fundamental para la ciudad. ¿Cómo les fue? ¿Cuáles fueron las principales conclusiones?

R.C.P.: Adjunto el documento que contiene el proceso y las conclusiones fundamentales de la Ruta POT x Bogotá que contiene la Agenda Ciudadana para el Ordenamiento Territorial. “Por una ciudad incluyente, sustentable y Justa” Agenda Ciudadana  elaborada en un proceso participativo , ineludible compromiso del CTPD con la ciudadanía Bogotana.

El Chapín: ¿El alcalde Peñalosa las tuvo en cuenta?

R.C.P.: Hasta la presentación que ha hecho en las UPZ no hemos observado que se tengan en cuenta, habrá que  ver el proyecto de POT que entregue al CTPD para su concepto, que creo seguirá defendiendo los intereses de la minoría y el modelo  neoliberal que representa.    

El Chapín: Después de las jornadas de socialización que adelantó la administración distrital en todas las localidades, ¿qué sigue? ¿sirvieron para algo?

R.C.P.: Desde su anuncio criticamos la estrategia y metodología que adelanta la administración en las UPZ de cada localidad, consideramos que atomiza y  fragmenta la visión de la ciudadanía, impide ver de manera global la ciudad y sus problemáticas, el impacto negativo que tendrán para la ciudad y sus habitantes, de otro lado, la metodología que se implementó impide el debate,  está hecha para imprimir una mirada tecnocrática sobre el territorio que distancia la ciudadanía e intimida la participación por no encontrar un lenguaje cercano a su propio conocimiento, presentado y disfrazado en un discurso “social, ambientalista y cultural, para alcanzar la felicidad y lograr calidad de vida”, contenido  en la Memoria justificativa, los Documentos Técnicos de Soporte, el Resumen y la Guía Estratégica, bastante distantes de lo consignado 555 artículos del proyecto POT. Estas jornadas servirán a la administración para justificar la participación.

Le corresponde al CTPD conceptuar sobre el POT y observar si la propuesta  POT dar respuesta a lo colectivo, a lo común, al desarrollo del Distrito Capital y de sus territorios, asumiendo y concibiendo el desarrollo como una construcción social, que debe sustentarse en la armonía  entre el bien común y el bienestar de quienes habitan el territorio relacionados con el uso que se le da al territorio, a la protección, conservación de los recursos naturales, a las actividades productivas y a los recursos, conforme a la asignación y distribución presupuestal. Todo ello, para garantizar el goce efectivo de derechos de sus habitantes en su diversidad, de tal forma, que en su ejecución este orientado a construir desde el presente, su futuro en procura de la continuidad de la vida digna de todos los seres humanos y no humanos y así responder por la sustentabilidad y sostenibilidad del territorio, por los bienes y servicios que provee y a remontar desigualdades que viven sus asociados/as en lo económico, político, ambiental, cultural y social, como sujetos constructores/as de desarrollo en el marco del posconflicto. El CTPD tiene un compromiso con la Agenda Ciudadana POT.

Le corresponde a la ciudadanía movilizarse, organizarse, debatir, argumentar, participar y acompañar el debate en el Concejo de Bogotá, hacer control social y exigir de sus elegidos/as  responsabilidades en su representación. 

Quisiéramos que la llamada tendencia expansiva de los negocios promovidos por la administración, se refiriera a la tendencia expansiva del principio democrático de la participación, al comprender nuevos ámbitos, como la implementación real de una cultura de injerencia plena en la toma de decisiones, de mecanismos y de control social, que hagan realidad el modelo democrático pretendido en la Constitución de 1991.

A %d blogueros les gusta esto: