Peñalosa en movilidad: fracasado, impopular e ineficiente ¿ahora asesor de la Alcaldía de Bucaramanga?

El exalcalde de Bogotá Enrique Peñalosa estuvo el viernes 17 de enero en Bucaramanga invitado por el alcalde Juan Carlos Cárdenas con el propósito de que lo asesore en materia de movilidad, específicamente en la operación del malogrado Metrolínea. Peñalosa es el principal promotor de este tipo de sistemas de transporte, pero ¿es realmente el asesor que Bucaramanga necesita?

Historia publicada en la cuenta de Instagram del alcalde de Bucaramanga

En su primera alcaldía entre 1998 y el año 2000 Peñalosa arruinó el corredor natural del Metro de Bogotá, la Avenida Caracas, convirtiéndola en el eje del Transmilenio y condenando a la Capital a una solución insuficiente para el elevadísimo flujo de pasajeros de este importante corredor vial. Ante tan magno error, calificado por el senador y arquitecto Jorge Robledo como “el peor error técnico en la historia de Bogotá” (http://bit.ly/38nPTNf) Peñalosa, en su segunda alcaldía, promovió un Metro elevado, precisamente por encima del que debía ser el corredor del Metro subterráneo. De llevarse a cabo tal y como está concebido el remedo de Metro de Peñalosa será el único del mundo en operar como un alimentador de buses en lugar de ser alimentado por buses como ocurre con todos los metros del planeta (http://bit.ly/2FZyRsn).

Peñalosa, quien terminó su segundo mandato como el alcalde más impopular del país, también resultó el peor alcalde en movilidad de todo Colombia. Según la encuesta “Bogotá cómo vamos” 2019 apenas el 23 % de los bogotanos afirmaron sentirse satisfechos con el servicio de Transmilenio (http://bit.ly/2R1SbM2), según la encuesta “Bucaramnaga cómo vamos” este indicador es del 48 % en el área metropolitana (http://bit.ly/374oiQV).

Bogotá
Bucaramanga

El ex alcalde fue calificado por el concejal de Bogotá Manuel Sarmiento como “un vendedor de buses” debido a su profusa actividad dedicada a la promoción y venta de sistemas masivos de transporte tipo Transmilenio y sus famosos buses marca Volvo. Peñalosa intentó silenciar al concejal Sarmiento pero el acierto de llamarlo “vendedor de buses” fue ratificado por la justicia en una tutela que perdió el ex alcalde (http://bit.ly/2NzmzuU).

Invitar a la capital de los santandereanos a Peñalosa para que traiga sus fracasadas, impopulares e ineficientes recetas sobre movilidad para el Metrolínea es una equivocación del alcalde Juan Carlos Cárdenas. Bucaramanga sí necesita mejorar su sistema masivo de transporte, pero no encareciendo la tarifa ni mejorándoles el negocio a los privados dueños del sistema a costa del mal servicio a los usuarios.

A %d blogueros les gusta esto: